Cualquier web hoy por hoy debería estar optimizada para todos los dispositivos móviles y no solo para el ordenador. De no ser así, Google no posicionará este espacio igual en las búsquedas hechas desde, por ejemplo, un teléfono móvil. Y probablemente en un futuro penalice a las web que no lo cumplan. Por lo tanto, es imprescindible que nuestro e-Commerce sea responsive.

Dependiendo de la tienda en cuestión, el número de elementos con los que cuenta, los productos que vende, etc. puede ser conveniente hacer un desarrollo de la web para dispositivos móviles exclusivamente.

En cualquier caso, hay cinco claves de m-Commerce a cumplir:

iphone-mcommerce-ydral

1.Un diseño común

Si tanto la web que se puede ver en el ordenador, como la que aparece en tabletas y móviles es la misma, los usuarios se familiarizarán mucho más rápido con el entorno, por no hablar de que se mejora su experiencia de compra, y eso es algo vital en las tiendas online. Por lo tanto, hay que cuidar el diseño y los detalles de la versión móvil para que no diste en exceso de la web original.

2.Información de un vistazo

Debemos tener en cuenta que navegar desde un móvil tiene que ser más sencillo, así que toda la información sobre los productos que podamos darle a los clientes de un solo vistazo, sin necesidad de cambiar de pantalla, abrir nuevas pestañas, etc. será muy bien recibida. Precio, talla, material, descripción, formas de pago, de envío… Todo junto y en orden, accesible sencillamente haciendo scroll y con el menú visible desde la misma pantalla para volver a él.

3.Imágenes de calidad

Las imágenes de calidad siempre son imprescindibles para transmitir una imagen profesional y cuidada. Si se ve pixelada o acortada o con cualquier otro defecto, el artículo será directamente descartado por el comprador. De ahí que en m-Commerce haya que tener este punto aún más presente.

4.Formularios sencillos

Hay que tener en cuenta que es más fácil rellenar formularios desde un ordenador con teclado o una tableta por su tamaño pero, con un móvil, la escritura es más laboriosa. Pensando en ese detalle, los formularios de registro o compra deben ser sencillos, pidiendo los datos justos y necesarios. Así evitaremos que los usuarios decidan “dejarlo para luego”.

5.Finalizar la compra en pocos clics y de forma veloz

Simplificar la compra al máximo es básico para lograr ventas y reducir abandonos. Si el proceso es demasiado largo e incómodo, los compradores se saturarán. También hay que asegurarse de que la velocidad de carga de la tienda sea veloz porque si además de tener que completar demasiados pasos, la tienda no carga con rapidez y no se navega de forma fluida, directamente perderemos a los compradores. Y esto afecta a posteriori ya que no volverán.

Estas son las claves básicas y lógicas para aplicar en cualquier m-Commerce. Si quieres desarrollar tu tienda online directamente para móviles, hacerla responsive, adaptarla para todos los dispositivos o crearla de cero pensando en estos detalles, podemos asesorarte. Contáctanos.